“MEDIO SIGLO SIN LOS BEATLES”

La Mirilla va sumando amigos paso a paso y eso nos pone muy felices, en esta ocasión OCIO NOBLE comparte su propuesta con nosotros y nuestros lectores.

“Aprovechando esta cuarentena me puse a ver todas las producciones fílmicas de los Beatles. Para despuntar el vicio escribí este artículo para quien quiera pase, lo lea, y sobre todo para que todos vean una de estas películas para matar a este tiempo muerto de nuestras vidas”.

Medio siglo sin los Beatles: Una revisión por sus películas

Este 10 de abril se cumple 50 años de uno de los días más tristes del mundo; Paul McCartney por medio de una carta anunciaba el fin de los Beatles. Aprovechamos esta efeméride para recorrer su filmografía.

Medio siglo ha pasado y los Beatles siguen vigentes atravesando todo formato de reproducción y reinventándose en las nuevas formas de la producción musical. No es para sorprenderse, si ellos desde el principio de su existencia marcaron tendencia: Cortes de cabello, trajes, películas, la tocata en la terraza y porque no también atribuirles la primera fake news del mundo de la música, la muerte de Paul.

Estamos en la recta final de la segunda temporada de la cuarentena, no sabemos si habrá una tercera, pero por las dudas nos anticipamos y te invitamos a conocer y hacer un repaso y volver a ver una de las cuatro películas o el documental de los Fab Four.

Para quienes nunca vieron alguna de estas producciones audiovisuales antes de comenzar existe un dato de total relevancia; las películas se enmarcan en un universo paralelo a lo musical, si bien todas las películas contienen canciones que hoy son hits universales y muchas de las composiciones fueron compuestas especialmente para las películas, las historias que cuentan dentro de las películas no tienen otro argumento que poner a estos cuatro jóvenes para hacer monadas y facturar.

A excepción del documental Let it be (1970), que muestra el proceso creativo, el tenso momento antes del final y última presentación de ellos sobre la terraza, en las cuatro restantes se puede observar a John, Paul, Ringo y George interpretando guiones delirantes bien característicos a la época y al humor inglés. Sin pasar por alto las dos producciones más delirantes, psicodélicas y criticadas, que con el tiempo pasaron ser de culto: Magical Mystery Tour (1967) y Yellow Submarine (1968).

Ticket To Ride

Ya es una obviedad que “A Hard Day’s Night (1964)” fue pensada para catapultar a los Beatles a todo el universo. Película en Blanco y negro, dato no menor, ya que para aquella época solo los directores más reconocidos del ambiente lograban filmar a color.

Esta película nace después de la primera gira que tiene por los Estados Unidos lugar donde se los apodan como los fab four. Muestra unos jóvenes Beatles viajando en un tren de su ciudad Natal. Ya desde aquella época se empezaba a vislumbrar la Beatle manía, por las calles. Pilas de cartas, invitaciones a clubes de realeza, canciones con el gen embrionario de la banda: Canciones del corazón de casi dos minutos y medio de duración.  

Claro a todos les gustó ver a los genios de Liverpool haciendo monerías y mostrando un poco lo que era ser un Beat. ¡Así luego de llover guiones en la oficina, se dio marcha al segundo proyecto “Help!”. En esta cinta ya se los puede ver en colores y con un presupuesto gigante para hacerla.  En la segunda película por ejemplo tienen un tanque de guerra, un zepelín etc.

En la primera película   se puede captar a la perfección lo que después se denominó el “Fenómeno” Beatles, gente por todos lados haciendo lo imposible para escucharlos, toneladas de cartas, la prensa preguntando sobre sus cortes de cabellos, su relación con sus manager y sobre cómo se manejaban con la agenda.

Ya para ¡Help!”, el guion dejó de ser una película tan promocional, inventaron una historia más o menos acorde al humor inglés de aquella época. Caídas, tropezones, chistes que solo ellos entienden, hora del té, juego de cartas y por supuesto promocionando canciones de uno de los discos más hermosos.

Todo lo que necesitas es amor

Es la traducción de una de las canciones que todo el mundo alguna vez tarareó. Y es realmente lo que se necesita para ver las dos siguientes películas. Primero llega Magical Mystery Tour (1967), un viaje psicodélico, delirante y casi sin sentido en donde los cuatro fantásticos se embarcan dentro de un micro y empiezan a experimentar infinidades de situaciones sin sentido para terminar tocando bajo unas máscaras.

En Yellow Submarine (1968), no hay mucho que acotar, casi todos conocemos la historia. Fines de los 60, los principios del fin de la banda, psicodelia, altas canciones y de vuelta los Fab Four a salvar a la humanidad en forma de dibujitos animados. Pero si hablamos de la banda de sonido: ¡Que maravilloso es este disco!

Para finalizar el informe nos situamos en el documental Let it be (1970). Gracias a esta genialidad documentada podemos adentrarnos a la cocina de la composición y creación. Podemos ver el look más maduro, la presencia invaluable de Yoko Ono, la pelea de George con Paul y ese aire de rareza que envolvía el fin de la banda.

FELICES PASCUAS PARA TODOS.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

seis + 5 =